Un día de 30 horas


En el corto camino recorrido hacia "la pseudo adultez" he pensado constantemente en que necesito con urgencia agregarle unas 6 horas a mi día para no morir en el intento... Y es que esa etapa que uno tanto anhela cuando es un(a) pendejo(a) de tomo y lomo que de lo único que tiene que preocuparse es de levantarse y ver cómo le va en el día, no suele ser lo que todos fantasiosamente anhelamos...Ahora las horas de sueño se vuelven cada vez más importante en tu rutina diaria ya que sino al otro día te levantas puteando, rezongando y en conclusión eres un(a) maldito(a) energúmeno(a) falto de sueño, espíritu y ganas durante todo el día.

Porque SÍ ya nada es como antes cuando parrandeabas hasta morir y al otro día te sentías orgulloso de tu hazaña de apenas haber dormido media hora y andabas feliz por la vida contándole a todo el mundo que te hiciste mierda carreteando y deben considerarte un ídolo(a), no ahora no...ahora no hay hazaña ni mucho menos te enorgulleces de haber sido un(a) pelotudo(a) que durmió media hora y ya no se puede el cuerpo al otro día porque piensas constantemente en sólo dormir y durante todo el el día ronda en tu subconsciente la frase "no carreteo más"... el día se te pasó volando en general no hiciste bien nada de lo que tenías que hacer, chuteaste para adelante una vez más los plazos de entrega, te dolió la panza todo el día, sólo querías beber agua y tu cara definitivamente reflejaba todo eso y más... o sea ahora el día post carrete ya no es un día de regocijo...ahora es sólo UNA MIERDA DE DÍA QUE QUIERES QUE TERMINE PRONTO... y OJO el desastre y el desconsuelo no te acompañaran solamente al otro día del carrete descomunal...NO...toda la semana sentirás que eres una bestia y andas todo(a) apurado(a) y has perdido valiosos momentos de relajo, amor y descanso por tener que estar poniéndote al día con todo lo que no hiciste por culpa de la maldita resaca...

Ahora otro punto viene por el lado de la famosisíma palabra "independecia"... siempre pensamos que llegando a la pseudo adultez uno disponía de sí mismo hacia lo que quisiera y en cierto punto anhelabamos secretamente dejar de lado esas reglas del hogar que con tanto ahínco nos inculcaron por años...patrañas si te pones huevon(a) y quieres ser un rebelde sin causa durante tu etapa de "adulto joven" eres un saco de pelotas...la verdad es que si ya no fuiste rebelde cuando adolescente olvídate de serlo porque ahora contra lo único que te revelas es contra ti mismo y no hay mayor pelotudez que esa...vale decir si quieres dejar de lado las reglas, el orden y todo lo que siempre pensaste que era una mierda....tu vida será la que se convierta en una mierda y tendrás todo patas para arriba lo que no te facilitará en absoluto tu quehacer diario que ahora ya no es el de levantarse y ver cómo va tu vida...ahora tu quehacer diario es parte importante de tu porvenir y de todo... o sea nada de andar viendo cómo me va hoy en la vida...la cosa ya es una preocupación y debes organizarte en todo sentido y pasar a ser lo que pensabas que querías ser. Una persona adulta...

Y bueno tras toda esta sarta de palabrería barata, lo de querer agregarle 6 horas al día queda claro no...porque entre tanto quehacer, tanto tratar de organizar lo inorganizable (porque ok asumamolos a esta altura la mayoría seguimos siendo unos pendejos(as) y cuesta tomarse firme de las riendas de la nueva vida)...dejamos de lado a veces las cosas más lindas de la vida...como regalonearse eternamente, salir a pasear por gusto, dormir a pata suelta un día de lluvia o disfrutar de un buen carrete como corresponde sin estar pensando en que si se nos pasa la mano el día siguiente será infernal...nos olvidamos de algunas cosas mínimas y básicas que nos llenan el alma a nosotros y a quienes nos rodean, las conversaciones con los amigos empiezan a escasear por la falta de tiempo y muchas veces las con nosotros mismos (y esas si que son importantes) ya casi no existen, en pocas palabras por preocuparte tanto de todo, a veces te empiezas a olvidar un poco de ti mismo...al final del día te falta ánimo y energía para poder terminar bien la jornada y muchas veces sólo terminas pensando en qué hay que hacer mañana...las vitaminas sonaban como la respuesta mágica a la falta de combustible propio, pero por lo menos yo hace harto tiempo que me olvide hasta de tomarlas entre tanta cosa... y pensándolo bien creo que debería buscarlas por ahí, no estaría demás ponerle un poco de combustible extra a mi pequeño cuerpecito que entre su anemia y todo lo demás a veces termina como estropajo y sin ganas de nada...

Necesito de esas 6 horas para tirar la talla, hacer regalos románticos, escribir poesía, conversar con mis amigos, leer más diarios, escuchar unos tangos, aprovechar de devorarme todos los libros que me regalaron para el cumpleaños, volver al gimnasio, preocuparme un poco más de mi y de él... , tener mi hora diaria de caminata que tanto me relaja...y volver a ver mi casa ordenada por fin...por ahora de a poco trato de reestructurarme a mi misma porque sé que nadie nos regalara esas horas de más que anhelo, pero también sé que contra viento y marea lograré mi objetivo, el sol brillará fuerte y podré hacer todo lo que quiero, quizás en horarios más reducidos, pero lo lograré...

Pero como la vida hay que tomársela con andina... aquí les dejo un texto alusivo a estos momentos de la vida que me mandaron al mail y me sacó más de alguna carcajada...


Pensamiento de último minuto:
Creo que mantener los computadores apagados de vez en cuando será de gran ayuda...o hacer horarios de no conectividad xD


Para Adultos Contemporáneos seudo-intelecto-neuro-hipocondríacos...

Es decir: nosotros...


Dicen que todos los días tenemos que comer una manzana por el hierro y un plátano, por el potasio. También una naranja, para la vitamina C, medio melón para mejorar la digestión y una taza de té verde sin azúcar, para prevenir la diabetes.

Todos los días hay que tomar dos litros de agua (sí, y luego mearlos, que lleva como el doble del tiempo que llevó tomárselos).

Todos los días hay que tomarse un Activia o un Yogurt para tener 'L. Cassei Defensis', que nadie sabe qué mierda es, pero parece que si no te tomas un millón y medio todos los días, empiezas a ver a la gente como borrosa.

Cada día una aspirina, para prevenir los infartos, más un vaso de vino tinto, para lo mismo. Y otro de blanco, para el sistema nervioso. Y uno de cerveza, que ya no me acuerdo para qué era. Si te lo tomas todo junto, por más que te dé un derrame ahí mismo, no te preocupes pues probablemente ni te enteres.

Todos los días hay que comer fibra. Mucha, muchísima fibra, hasta que logres defecar un sweater. Hay que hacer entre cuatro y seis comidas diarias, livianas, sin olvidarte de masticar cien veces cada bocado. Haciendo un pequeño cálculo, sólo en comer se te van como cinco horitas.

Ah, después de cada comida hay que lavarse los dientes, o sea: después del Activia y la fibra los dientes, después de la manzana los dientes, después del plátano los dientes... y así mientras tengas dientes, sin olvidar pasarte el hilo dental, masajeador de encías, buche con Plax...

Mejor amplía el baño y mete el equipo de música, porque entre el agua, la fibra y los dientes, te vas a pasar varias horas por día ahí adentro.

Hay que dormir ocho horas y trabajar otras ocho, más las cinco que empleamos en comer, veintiuno. Te quedan tres, siempre que no te agarre algún imprevisto. Según las estadísticas, vemos tres horas diarias de televisión. Bueno, ya no puedes porque todos los días hay que caminar por lo menos media hora (dato por experiencia: a los 15 minutos regresa, si no la media hora se te hace una).

Y hay que cuidar las amistades porque son como una planta: hay que regarlas a diario. Y cuando te vas de vacaciones también, supongo. Además, hay que estar bien informado, así que hay que leer por lo menos dos diarios y algún artículo de revista, para contrastar la información. ¡Ah!, hay que tener sexo todos los días, pero sin caer en la rutina: hay que ser innovador, creativo, renovar la seducción. Eso lleva su tiempo.. ¡Y ni qué hablar si es sexo tántrico!! (al respecto te recuerdo: después de cada comida hay que cepillarse los dientes!).

También hay que hacer tiempo para barrer, lavar la ropa, los platos, y no te digo si tienes perro u otra mascota... ¿hijos?!

En fin, a mí la cuenta me da unas 29 horas diarias. La única posibilidad que se me ocurre es hacer varias de estas cosas a la vez, por ejemplo: Te duchas con agua fría y con la boca abierta así te tragas los 2 litros de agua.

Mientras sales del baño con el cepillo de dientes en la boca le vas haciendo el amor (tántrico) parado a tu pareja, que de paso mira la TV y te cuenta, mientras barres. ¿Te quedó una mano libre? Llama a tus amigos. ¡Y a tus padres!! Tómate el vino (después de llamar a tus padres te va a hacer falta). El Yakult con la manzana te lo puede dar tu pareja mientras se come el plátano con el Activia, y mañana cambian. Y menos mal que ya crecimos, porque si no nos tendríamos que clavar un Danonino Extra Calcio todos los días.

¡Úuuuf! Pero si te quedan 2 minutos, reenvíale esto a los amigos (que hay que regar como las plantas) mientras tomas una cucharadita de All Bran, que hace muy bien... Y ahora te dejo porque entre el yogur, el medio melón, la cerveza, el primer litro de agua y la tercera comida con fibra del día, ya no sé qué estoy haciendo pero necesito un baño urgente. Ah, voy a aprovechar y me llevo el cepillo de dientes...

SI YA LO PUBLIQUÉ ANTES, PERDONA... ES EL ALZHEIMER QUE A PESAR DE TANTOS CUIDADOS NO LO HE PODIDO COMBATIR


10 comentarios:

La candorosa dijo...

¡¡¡Bienvenida a la etapa adulta de este camino que llaman vida!!!

¡Abrazotes muchos!

Abeja dijo...

andamos desanimados por todos lados karen, trabajo no trabajo dias horribles pesadez... esto es la vida adulta? carajo, regresenme mi adolescencia... que va, esperemos que pase pronto y le podamos robar un par de horas al dia para disfrutar el fruto del trabajo duro!!! besotesss y que bueno ke encontraste minutitos para el blog!!

Roxi dijo...

Jajajajaj, es muy difícil en verdad, sobre todo si pretendes hacer toooodo con la misma calidad de antes, pero es imposible creo yo, entonces por etapas le das prioridad a ciertas actividades y personas (ganàndote la recriminación de todos los demás,, que quedan pseudo temporalmente excluidos).
Cuando recién me fui a vivir sola era un estrés con patas, pero ahora hay cosas que simplemente no hago para que me cunda el tiempo, entre ellas no ver televisión, y no es de cool intelectual, es de práctica, saqué la tele de la pieza y el tiempo me cunde mucho más. Y de paso no me contamino con tanto reality (por que aunque trabajé en uno y sé la mierda que son igual los vería de tener tele en la pieza)
Lecturas? Leo harto pero en la micro (ahí junté dos actividades como recomiendas).
Invierto mucho tiempo en deporte. 2 horas diarias que es como una exageración espantosa, pero eso me deja con las revoluciones pasadas y con demasiada energìa para hacer todo lo demàs.
Los amigos ufff, los pocos buenos tienen el mismo problema del tiempo y hacemos malabares para coordinar y vernos, cosa que ya no se da todas las semanas como antes, si no una vez al mes con suerte. (A no ser que hgas un buen amigo o amiga en la pega, pero después hay que ver si perdura, y ahì tendràn de nuevo el mismo problema de coordinar tiempos).
Pareja no tengo, eso si que tomarìa tiempo, pero claro que lo harìa y le quitarìa tiempo a otras cosas. De hecho en un reciente pseudo intento me dediquè mucho a esa persona y no resultò, por que se asustò creo yo, y nada que ver dedicarle tiempo a alguien que está en otra, eso sì que es perder tiempo.
Que linda esta clave, de todo lo que escriiste, este es el resumen "por preocuparte tanto de todo, a veces te empiezas a olvidar un poco de ti mismo..."
Què difìcil, no sè que decir, fuerza y abrazo !

Daniel dijo...

Cuando eres pendejo solo quieres ser puego adulto para ganar tu plata y ser independiente.
Cuando llegas a adulto solo quieres volver a ser pendejo para no preocuparte de nada ni pagar cuentas ni tener que trabajar y tener 2 meses de vacaciones en el verano.
¿Quién nos entiende?.
Saludos

Lic.Eduardo Daniel Levin dijo...

Hola! Me has sorprendido con tu mensaje y tu acercamiento. Aprovechando este contacto, leí tu escrito, por cierto interesante. Espero podamos seguir compartiendo estos aprendizajes que emanan del alma.
abrazo grande
Edu

Brujería Tolteca dijo...

ayayai Karen... que gran escrito y que cierto es... curioso es que justo me acorde que tenia un Yogurt en mi chaqueta (lo habia comprado en la tarde) y mientras te escribo esto me lo tomo disfrutandolo aún mas despues de leerte...gracias por eso...

...la rutina y el esclavizarnos a la maquina sin duda que es nefasto para el alma... yo ya decidi renunciar a la Matrix...y aunque no es facil vale la pena y tiene sus recompensas, aunque muchas veces hay que transar...pero ya comprendi que tranzar no es prostituirse...me alegro que reflexiones acerca de esto tan importante...un abrazo y te espero nuevamente; Claudio.

Nena Estrella dijo...

Ufffff.

Y si digo que no quiero creer?. Quedarme siempre en mis 20 añitos para irme a Neverland con Peter Pan.

¿Alguien se sumará?.

Buen día Karen, ¿cómo le va?.

David C. dijo...

cierto.

hugo dijo...

bueno menos mal pense que habias desaparecido del todo.....que alivio.

Weas Frikis dijo...

NOTABLE jajajajaj

Me llegó medio medio.


Aparte que en mi profesión es de todos los dias quedarse hasta las tantas de la madrugada programando y dándole al teclado como malo de la cabeza.


Silla!!